sábado, 3 de marzo de 2012

Entrevista a ALEJANDRO PÉREZ GUILLÉN

          Alejandro Pérez Guillen (Benalup - Casas Viejas, 1973) es uno de esos escritores andaluces de la "nueva hornada". Licenciado en Filología Hispánica por la Universidad de Cádiz, su vida gira desde hace ya tiempo alrededor del mundo del libro. De hecho, es el bibliotecario de su localidad natal, así como animador cultural. También es columnista habitual de medios de comunicación diversos (Diario de Cádiz, La Janda Información o El Faro de Motril, entre otros), y crítico de libros en el portal Comentariosdelibros.com.

 
Bibliotecario y animador cultural, ¿cómo compaginas ambas actividades: una, tan austera y silenciosa con la otra, más extrovertida y jovial?
Lo que une a estas dos actividades es el amor por la palabra. Por esa razón podría decir que son las dos caras de una misma realidad. Por un lado, uno realiza el trabajo silencioso y reflexivo, y de otro, vuelca en el público, en la gente, todo ese mundo de evocaciones y de sueños que ha ido creciendo en el interior del ser humano. Responde a la máxima de amar y ser amado, leer y ser leído.
Tres obras publicadas en el mar de la poesía desde 1997, y ahora te embarcas en el océano de los relatos con LA OTRA REALIDAD (Ed. Aladena). Cuéntame este abordaje literario.
Francisco Vázquez empezó a invitarme a que hiciera crítica literaria con una serie de libros que me enviaba a mi casa. Conocía mi forma de escribir, había leído mis libros de poemas y de la noche a la mañana dejó en suspenso su web comentariosdelibros.com para embarcarse en el sector editorial. Me señaló que en un principio no publicaba poesía, pero que, si le remitía un libro de relatos, tendría las puertas abiertas de Aladena. Todo era muy sencillo. El borrador caía en manos de 10 personas con una concepción de la literatura muy distinta. Una de ellas era él. Contaba con un voto. Si conseguía el visto bueno de otros 5, el proyecto de la publicación se llevaba a cabo. Para mí supuso un incentivo sumergirme en el mundo de la prosa y me divertí mucho durante unos meses escribiendo 9 pequeñas historias que pudieran entretener al lector, al mismo tiempo que procuraba enseñarles algo. De este modo tan peculiar salió a la luz La otra realidad.
¿Cómo se ve la creación literaria con el bagaje de una titulación de letras, en tu caso, Filología Hispánica?
En muchos casos como una continuación a la labor de lector que parece quedarse a medias si no se adentra en la escritura. Es un privilegio poseer una visión global de la literatura española desde sus orígenes a la actualidad, aunque también, a veces, supone una mayor responsabilidad. Una actitud crítica ante lo que uno pone en el papel que te hace en ocasiones renegar de tus propias palabras. Como todo en la vida presenta sus ventajas e inconvenientes. A pesar de todo, a mí me gustaba escribir desde antes incluso de poseer el uso de razón como medio de desahogo de una timidez que me impedía levantar el aire de la voz, como necesidad impuesta por mi forma de ser más tarde, y por último, como un medio de conocerme en profundidad, interpretar el mundo que me rodea y darme a conocer.
Pregunta obligada, disculpándome de antemano, ¿la poesía es la cenicienta de la literatura actual? ¿Se lee y se publica poesía como en una isla ante la narrativa de otros géneros más comerciales?
Pienso que tanto la poesía como el teatro requieren de un tipo de público más activo que la narrativa, pues intenta hacerte pensar y reflexionar en el fondo sobre la existencia y sobre lo que te rodea. Requiere un mayor esfuerzo por parte del lector en una sociedad que tiene a la ley del mínimo esfuerzo. No quiero decir con esto que el lector de novelas no reflexione sobre su vida o sobre aspectos esenciales de su quehacer diario, pero a veces puede refugiarse en un argumento, en el hilo conductor de la historia sin querer llegar a más. Hoy en día la poesía tiene la etiqueta de ser un género muy complejo para la gente de a pie, cuando la realidad desmiente estas palabras. Hay versos difíciles de interpretar y realidades que son expresadas mejor en el poema que en la vida misma. Hay de todo como ocurre en la narrativa. Ni todas las novelas tienen que gustarte, ni todos los poemarios se ajustan el gusto estético del que los lee. Sí he observado el hecho de que no hay muchos lectores de poesía, pero los que lo hacen lo llevan a cabo con el entusiasmo del que está aprendiendo a leer. Pocos lectores y muchas lecturas.
Veo que se hacen recitales poéticos en la biblioteca de Benalup-Casas Viejas, ¿hasta qué punto hay que acercar a los nuevos (y a todos, en general) lectores la literatura ante la irrupción de las nuevas tecnologías, las redes sociales y los videojuegos?
Si intentamos competir con otras disciplinas, caemos en el error de no salir adelante. Hay que enfocarlo desde la perspectiva de una opción más en un mundo repleto de oportunidades. El mensaje que hay que filtrar es el siguiente: aquí tienes la apuesta por la literatura, si no la aprovechas, nunca podrás decir que no te la han ofrecido.
¿Qué van a encontrar los lectores en tu libro de relatos cortos, LA OTRA REALIDAD?
Sobre todo amor a las letras y un abanico de historias tan diferentes como comunes que promete  no dejar indiferente a nadie. Dos relatos presentan el trasfondo de los Sucesos de Casas Viejas, un episodio histórico que se ajusta más a mi carácter que el tema de la guerra civil tan explotado en la literatura actual. Uno tiende a escribir sobre aquello que se muestra más cercano y la tragedia que asoló a mi pueblo no podría estar más adherida a mi piel. Fue un levantamiento anarquista durante el año 33, durante la república española, donde resultaron asesinados más de 20 campesinos por las fuerzas del orden. Las otras 7 historias nada tienen que ver con la historia de mi ciudad natal, aunque sí reflejan las preocupaciones del ser humano, desde la educación, la honra, el humor como arma indispensable para sobrevivir en una sociedad que a la mínima intenta pisotearnos, el amor, un ajuste de cuentas con el pasado y el respeto a los mayores y a las leyendas que, si no traen consigo un premio material, alimentan las fauces abiertas del espíritu.
Veo que mantienes una web literaria http://www.alejandroperezguillen.es donde descubro con interés artículos, reseñas y proyectos educativos. Háblanos de él y de todo lo que allí podemos encontrar.
Mi web es una biblioteca virtual donde uno puede indagar mis lecturas y nace gracias a la labor impagable de Matías Romero, un muchacho que no cuenta con 18 años, que desmiente la teoría de una juventud abandonada. En una charla informal con él le comenté que los editores me apremiaban a que tuviera una web propia para darme a conocer y él me indicó que iba a intentarlo. Al principio uno pretende conservar todo el material que sobre uno va saliendo, así como recopila todo lo que uno ha escrito. Llega un momento en el que se apila una cantidad deshonesta de documentos, periódicos y papeles que requieren un espacio físico donde vivir. En la web no es necesaria esta tarea. De esta manera surgió www.alejandroperezguillen.es En ella aparecen la cubierta de todos los libros que he escrito y, al menos, un comentario sobre cada uno, una muestra considerable de artículos que he publicado en la prensa desde El Diario de Cádiz hasta La Janda Información, más de 100 reseñas sobre libros que he leído, entrevistas que me han hecho y entrevistas que he realizado a otros escritores, unos cuantos prólogos que he realizado para escritores y una sección donde aparece las distintas actividades que realizo para el fomento de la lectura, desde talleres de escritura, charla para padres que quieren que sus hijos lean, pasando por sesiones de narración oral y presentaciones de escritores en la capital y finalizando con recitales de poesía. Todo este mundo es el que forma parte de mi web.
¿Tienes en mente ya tu siguiente libro? ¿Qué nos puedes adelantar?
El 27 de febrero salió de la imprenta mi nuevo poemario Matar a Narciso, con la idea de no mancharme las manos con sangre, sino erradicar la imagen que se tienen de los poetas como personas que no dejan de mirarse su propio ombligo. Matar a Narciso indica el mensaje de que los poetas miran más allá de sus ojos y son capaces de reflejar el mundo que los rodea. El poemario cuenta con un prólogo compuesto por la admirada Josefa Parra, unas palabras sobre su contenido de la escritora Rosario Troncoso y unas ilustraciones de Daniel Campanario Cornejo. La editorial Alfar es la responsable de que mis palabras puedan llegar al público.
Hay muchos lectores que te conocen en Andalucía, a ellos pero en especial al resto que están ahora leyéndote en esta entrevista, ¿qué les dirías si ven tu libro LA OTRA REALIDAD en una librería o quieren adquirirlo para conocerte?
Les invito a que se adentren en  el mundo de la poesía con Matar a Narciso. Les pediría que lo compraran, no por el hecho de venderlo, sino con el propósito de que se arriesguen a leer a quienes no conocen. Quien sabe si al final terminan gustándole. Y si no lo hacen, pueden perder la oportunidad de disfrutar de un libro. Ojalá nadie termine con la sensación de haber perdido el tiempo.  Muchas gracias por la paciencia
Mucha suerte y muchas gracias, Alejandro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario